Back To Top

gallery exhibition

Future Seasons Past

February 28 – April 18, 2015
536 West 22nd Street & 201 Chrystie Street, New York

El Nuevo Herald

March 21, 2015

Lehmann Maupin en su 20 aniversario
By: Píter Ortega Núñez


Dentro del contexto cultural neoyorkino Lehmann Maupin sobresale como uno de los espacios de exhibición de mayor impacto. Fundada en 1996 por Rachel Lehmann y David Maupin, la galería es reconocida por su trabajo sistemático con artistas de gran proyección internacional, apostando todo el tiempo por la experimentación estética. Su radio de acción incluye artistas provenientes de Estados Unidos, Europa, Asia, Suramérica, África y el Medio Oriente, y entre sus exponentes más significativos figuran nombres como Tracey Emin, Gilbert & George, Tony Oursler, Liu Wei, David Salle, Mickalene Thomas, Kara Walker, Terry Winters y Teresita Fernández, entre otros.


A propósito de la celebración de sus dos décadas de trabajo, la galería presenta una memorable exposición colectiva titulada Future Seasons Past, compuesta por más de una treintena de artistas y organizada por el prestigioso comisario residente en Miami, Manuel González, poseedor de una vasta trayectoria en el campo de las artes visuales, quien fuera además director de las galerías de la talla de Sidney Janis y Holly Solomon, de Nueva York, así como Ejecutivo Artístico Global de JPMorganChase.


Al decir de González, “la exposición representó un gran reto por la cantidad de artistas y obras incluidos, y sobre todo porque su objetivo era realizar un balance de 20 años de trabajo, lo cual no es tarea fácil. Más aún si tenemos en cuenta que la organizamos en tiempo récord: un mes. Verdaderamente, el staff de Lehmann Maupin es muy laborioso, ellos fueron un apoyo esencial para mí. Estoy muy contento con el resultado final, creo que valió la pena el esfuerzo, pues la muestra es digna de los años de trayectoria de la galería. En lo personal lo disfruté mucho, y en cierta medida me fue cómodo, porque ya conocía el trabajo de los artistas incluidos, así como tenía fuertes vínculos con la galería y con sus dueños desde sus orígenes”.


La exposición cuenta con una visible variedad de técnicas, manifestaciones artísticas y fechas de realización. “Es una muestra multifacética, hay de todo un poco: pintura, fotografía, escultura, instalación, vídeo. Hay obras de formatos grandes, medianos y pequeños. Algunas son figurativas, otras abstractas, minimalistas, conceptuales. Unas son obras de la galería, otras son propiedad de los artistas, y otras pertenecen a colecciones privadas. Por otra parte, hay piezas de fechas muy diversas: algunas fueron realizadas hace muchos años, y otras fueron concebidas para esta ocasión. En fin, que impera la diversidad en todos los sentidos”, afirma González.


Desde el punto de vista temático, se distinguen en la muestra reflexiones en torno a problemáticas de género, clase, religión, historia, globalización, homoerotismo, política (en especial esta última). Según González, “hay muchos temas visibles en la exposición, pero sin duda el de mayor recurrencia es el tópico político. Después de ver el resultado final, me percaté de que la mayoría de las obras son muy políticas, lo cual es coherente con la historia de la galería”.


Una de las mayores virtudes de la exhibición tiene que ver con su concepción museográfica, la cual logró una visualidad dinámica, de atrevidos diálogos y contrapunteos. Un recorrido muy bien estudiado. “El proceso de montaje fue delicioso. Traté de establecer nexos entre obras que incluso pertenecían a salas diferentes, pero que se podían comunicar visualmente entre sí, ya fuera frontalmente o en diagonal. También la relación entre las esculturas e instalaciones y las obras planas (sobre pared) fue algo que tuvimos en cuenta”, declara su comisario.


Si bien todas las obras de la exposición son de elevada calidad, hay una en particular que merece un aparte en los análisis: Library II-II, de Liu Wei. En ella se muestran tres esculturas que representan a la ciudad de Nueva York, realizadas a través de la superposición de numerosos libros. Esta es una de esas obras que usted –si se encuentra de visita por la Gran Manzana– no debería dejar de ver. Ella le hará meditar sobre los complejos nexos entre sabiduría y poder, conocimiento y entramado arquitectónico/urbano, intelecto y dinero. Es una pieza soberbia, como lo es Future Seasons Past.